Alex, de 8 años, falleció electrocutado la noche del jueves a pocos metros de su casa, ubicada en el bloque 6 de Flor de Bastión, noroeste de Guayaquil

El niño salió a comprar a una tienda cercana y al retornar, por la calle llena de lodo, iba sorteando las pozas, resbaló y en su intento por mantener el equilibrio tocó un cable de tierra que sostiene a un poste de tendido eléctrico, contaron testigos.

En pocos segundos Alex murió luego de recibir una fuerte descarga eléctrica. Todo esto ocurrió frente a su hermano menor y varios vecinos.

Su abuela, Maritza Borbor, explicó que un vecino debió usar un cabo para separar a su nieto del fierro. Aunque fue llevado hasta el hospital Universitario los médicos solo confirmaron que no tenía signos vitales.

Este viernes en el sector estaban varios trabajadores de la Corporación Nacional de Electricidad (CNEL). Ellos colocaron un aislante en el cable que fue tocado por el menor y revisaron otros postes donde, según los moradores, otras personas se habían electrocutado. (I)

Tomado de eluniverso.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here