BANANERAS: BENEFICIOS PARA UNOS, TRAGEDIAS PARA OTROS

0
582
Imagen referencial de fumigación en sectores donde hay población cercana

Muchas son las expresiones que se han vertido sobre el tema del medio ambiente, ya sea por parte de Ambientalistas, autoridades, conservacionistas, influencer, científicos e incluso por parte de personajes de ONG y otros.

Todo va encaminado, según lo que pregonan y publican o declaran, que su lucha va en la dirección correcta de proteger al medio ambiente y mas discursos. Pero algunos o casi todos se olvidan de un factor importante, “El ser humano”, y decimos esto con conocimiento de causa, pues por datos que hemos obtenido en el tema de la protección de las personas en el caso del envenenamiento progresivo al que son sometidos los trabajadores de las haciendas y plantaciones de banano, y que no cuentan en la mayoría de los casos con los implementos de protección requeridos para el caso.

Después del petróleo, esta es «la industria de exportación más grande» en ese país sudamericano, debido a que involucra a 250.000 personas de manera directa y más de un millón indirectamente, precisa Vicente Wong, presidente de la compañía bananera Favorita. Sin embargo, su actividad económica representa un beneficio para unos y un mal para otros.

A decir de la organización panamericana de la salud, la exposición a la que están directa o indirectamente relacionados las personas que allí laboran, sobre pasa los limites permitidos de asimilar los componentes químicos con los que se fumiga dichas plantaciones.

Y es que, al momento de realizar la fumigación aérea, especialmente, no se tiene en cuenta el más mínimo tema de seguridad con relacion a la población activa de la bananera y tampoco de sus alrededores, pues la fumigación es indiscriminada y no se cumplen las normas para este efecto.

Dialogamos con Jorge Acosta Orellana, un ex piloto de fumigación, que ahora se ha pasado a defender los intereses de los trabajadores agrícolas específicamente del sector bananero a través del sindicato de trabajadores bananeros ASTAC, quien entre otras cosas nos manifestó que es lamentable ver como los trabajadores de este sector están totalmente desprotegidos y por supuesto, totalmente expuestos a los químicos que en otros paises están prohibidos.

Uno de estos químicos prohibidos en Europa, y que acá hasta hace un año todavía se lo usaba como es el MANCOZEB, y que, según estudios realizados por entidades de control de uso de pesticidas, fungicidas y otros productos químicos, están totalmente prohibidos por ser muy nocivos para quienes están expuestos a él.

Tras varios años tratando de demostrar lo nocivo de la aplicación de este producto en las plantaciones bananeras, se pudo hacerlo el año pasado, aunque con mucha tristeza nos manifestó que ya muchos de sus compañeros y amigos, enfermaron de gravedad o algunos otros murieron. Además, nos mencionó que ha recibido muchas amenazas por ejercer la defensa del sector de los trabajadores bananeros, y que incluso ha sido judicializado por algunos representantes de los dueños de las bananeras.

“Esto no me amilana” es más, me anima a seguir en la lucha de los compañeros que no tienen voz, nos manifestó Jorge Acosta Orellana, sabe que lo que esta haciendo es lo correcto y que, a pesar de los inconvenientes que ha tenido que afrontar, su lucha sigue adelante; en lo personal tuvo que enfrentar la enfermedad de su esposa, quien posteriormente falleció por un cáncer, esto lo motiva día a día a continuar en su lucha.

“SABES COMO MUEREN LOS SAPOS”

Fue un mensaje que apareció en su celular un día cualquiera, al principio se extrañó, luego entendió que cosas como estas llegarían por la incomodidad que esta generando el y su organización, para los empresarios bananeros que incumplen con el sector de los trabajadores.

«FUMIGAN AL PERSONAL IGUAL QUE AL BANANO»

Juan Mosquera, actual trabajador de la industria bananera en la localidad de Quevedo, describe sus días laborales cotidianos. «A nosotros, los trabajadores, nos tienen también como bananos porque nos fumigan igual que al banano», así que lamenta que «estamos trabajando y pasa la avioneta y, para ellos, simplemente, nosotros no valemos nada».

La organización que dirige ASTAC, tiene como objetivo hacer cumplir con las regulaciones del uso de pesticidas, fungicidas y sobre todo el tema que las fumigaciones aéreas no pongan en peligro a las personas que están laborando dentro de las plantaciones bananeras, pues resulta que estas fumigaciones se las realiza cuando el personal está en tareas durante el día, así como de las personas que viven en las cercanías de las plantaciones bananeras, algo que esta totalmente prohibido.

Esos sobrevuelos para lanzar pesticidas causan una porción significativa de las muertes y hasta intoxican a los pilotos «en pleno vuelo», así que «perdían los niveles de consciencia y acababan estrellándose», debido a que «se les confundía la visibilidad y chocaban contra cables».

A modo de anécdota nos mencionó que cuando era piloto fumigador, una ocasión un compañero piloto se desmayo al momento de bajarse de la avioneta en la que había estado fumigando por largas horas, lo que seguramente en ese instante no se le dio la menor importancia, pero pasado los tiempos se llego a descubrir que se trataba de los efectos del uso de CALIXIN Y MANCOZEB, esa mezcla de pesticidas, es fatal para el ser humano y sobre todo para aquellos que están en constante cercanía o manejo de los mismos.

La entidad que esta destinada a ejercer el control de la utilización de químicos prohibidos, es AGRO CALIDAD, unidad que es regentada por el Ministerio de Agricultura y pesca, pero poco o nada hacen con relacion a este tema, pues las prácticas de fumigación aérea masiva e indiscriminada no han cambiado, ante la mirada pasiva o de quemeimportismo  por Parte de este organismo.

Culminamos nuestra entrevista con una interrogante que le planteamos a Jorge Acosta Orellana; ¿tienen esperanza de que esto cambie con el cambio de gobierno? Calla un momento y luego manifestó: como quisiera que fuera así, pero creo que va a ser difícil, pues hay sectores de empresarios bananeros que son familia directa del nuevo mandatario, y talvez la balanza se incline hacia ese lado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here